La presidenta del Comité de Asuntos Exteriores del Senado de Canadá, la senadora Raynell Andreychuk, declaró este lunes a Efe que Canadá “debería estar listo para ofrecer ayuda humanitaria y la reconstrucción” de Venezuela en el momento en el que esta sea requerida.

El comité que preside Andreychuk dio a conocer la semana pasada su tercer informe desde 2016 sobre la situación en Venezuela y la política canadiense respecto a la crisis política y humanitaria en el país suramericano.

El documento recomendó que Ottawa siga proporcionando ayuda humanitaria a los venezolanos y afirmó que no hay una solución “obvia o a corto plazo” a la crisis.

Canadá ya ha destinado 55 millones de dólares canadienses (41,2 millones de dólares estadounidenses) a ayuda humanitaria y desarrollo en Venezuela.

Los senadores canadienses también consideran que Ottawa debe estar listo “para apoyar la reconstrucción del país en el largo plazo”, aunque reconoce que “no está claro” cuándo Venezuela tendrá “un Gobierno democrático” o se iniciará la transición.

Andreychuk detalló que quieren lanzar un mensaje al Gobierno canadiense para que “se implique ahora en la ayuda humanitaria y esté preparado para asistir a Venezuela cuando sea posible”.

“Espero que ya se estén preparando planes de reconstrucción en órganos regionales e internacionales, y Canadá debería estar listo para involucrarse cuando se nos pida -añadió-. Espero que el Gobierno canadiense esté listo para ofrecer la asistencia que podamos”.

Para la senadora, la razón que ha llevado al comité de la Cámara Alta a dedicar su atención al país suramericano es “la preocupación por la crisis humanitaria a la que se enfrenta la gente de Venezuela”, así como la erosión del sistema jurídico y de la legalidad.

“Hace varios años se pusieron en contacto conmigo canadienses, que habían estudiado Venezuela o que procedían de Venezuela, que expresaron preocupación por la dirección que estaba tomando el país”, explicó Andreychuk.

“Desde hace años he expresado mis preocupaciones personales sobre la situación en el Senado y que Canadá debería revisar su relación con Venezuela”, continuó.

“Estoy muy preocupada en estos momentos y lo he estado desde hace algún tiempo, cuando 3 millones de personas dejan el país desesperados. Es un problema humanitario, ante la falta de acceso a medicinas y electricidad”, indicó.

Andreychuk destacó que el informe del comité ha sido aprobado por unanimidad por todos los grupos representados en el Senado (conservadores, liberales e independientes), incluida la polémica conclusión de que el líder opositor Juan Guaidó, jefe de la Asamblea Nacional (Parlamento) de Venezuela, tenga la administración interina.

Andreychuk dijo que, aunque es cierto que hay diversas opiniones, decidieron que “la interpretación del Gobierno canadiense sobre la Constitución venezolana, y a la que también han llegado otros países, es la que tiene más méritos”.

“Estamos aquí para apoyar el pueblo de Venezuela, apoyar la Organización de Estados Americanos (OEA) y alentar la vuelta a la democracia”, insistió la legisladora.

La senadora subrayo que no se resigna a que no haya ninguna resolución pacífica: “Es mi esperanza. No es nuestra decisión determinar la transición o la dirección de Venezuela. Sólo podemos asistir”.

“Pero somos parte de una comunidad internacional que respeta ciertas reglas. Y en ese sentido tenemos una opinión. El mensaje para los venezolanos es que la transición está en sus manos, que estamos aquí para ayudar, incluida asistencia humanitaria y para la reconstrucción”, explicó.

¿Te gusto la nota?

Comentala