Las torrijas son típicas de España, sobre todo, en los días de Semana Santa. Son tan sencillas de preparar que se convierten en la receta perfecta para cualquier momento. Suelen servirse como postre, merienda o, simplemente, como desayuno. Esta receta sin duda alguna te enamorará desde el primer bocado con su exterior crujiente y su interior meloso.

Ingredientes

  • 1 litro de leche entera
  • 200 gr de azúcar
  • 1 barra de pan
  • 1 ramita de canela
  • 2 cucharaditas de canela en polvo
  • 2 huevos
  • 1 limón, ralladura de su cáscara

Preparación

  1. Colocar en una taza la leche con la ramita de canela y la ralladura de limón. Calentar a fuego lento durante unos 5 minutos, retirar y añadir 100 gr de azúcar, remover hasta que se disuelva. Colar la mezcla y dejar templar.
  2. Cortar la barra de pan en rebanaditas de unos 2 cm, luego en una taza batir los dos huevos. En un plato añadir los otros 100 gr de azúcar y mezclar con las dos cucharaditas de canela en polvo. Preparar una sartén con aceite de oliva.
  3. Introducir las rebanadas de pan en la leche fusionada con la canela y la piel del limón, sumergirlas en el huevo y luego colocarlas en la sartén con el aceite caliente. Unos minutos por cada lado, hasta que se doren. Sacarlas y colocarlas en un plato con servilletas para quitarles el exceso de aceite y llevar al plato con el azúcar y la canela. Repetir este paso hasta tenerlas todas listas. Aunque puede parecer muy laborioso, se hacen muy rápido. Disfrute.

Cocina y Vino

¿Te gusto la nota?

Comentala